miércoles, 28 de junio de 2017

POLLO ASADO CON SUMAC


Ingredientes:

8 contramuslos de pollo
aceite de oliva
2 cucharaditas de guindillas secas trituradas
1 cucharada y media de sumac
2 cucharaditas de canela molida
1 cucharada de comino molido

 Para la salsa de yogur:

100 ml de yogur natural
2 cucharadas de vinagre de vino blanco
el zumo y la ralladura de un limón
1 cucharada de eneldo picado
1/2 diente de ajo triturado


Elaboración:

Precalentamos el horno a 180º si es de ventilador. Con 2 cucharadas de aceite sal y pimienta frotamos el pollo impregnándolo bien. Mezclamos las guindillas, sumac, canela y comino y espolvoreamos el pollo con ello. Lo colocamos en una bandeja de horno y asamos durante 40 minutos o hasta que el pollo esté tierno.

Batimos los ingredientes de la salsa en un bol y servimos el pollo acompañado de la salsa.



Se puede acompañar de verduras, arroz, patatas. En este caso lo acompañamos con boniatos.

Zumaque (sumac)

El zumaque procede de Oriente próximo y este del Mediterráneo, su sabor agrio lo convierte en un sustituto del limón o el vinagre. Es también un colorante.
Descripción Descripción
El zumaque es un arbusto que crece y se cultiva en zonas de oriente próximo y al este del Mediterráneo. El fruto, de color rojo intenso debe recogerse cuando esté maduro dado que en su juventud contiene una substancia tóxica que desaparece con la maduración.
El zumaque se ha usado desde tiempo antiguos en el curtido de cueros, pero también es una especia que se utiliza en cocina. Su sabor es ácido y el rojo de sus frutos dará un bonito color a nuestras salsas.
Es uno de los ingredientes de la mezcla zaatar, muy común en Oriente Medio y también es un ingrediente de distintos platos de la cocina del Líbano y de Turquía donde es a menudo uno de los ingrediente usados en los kebabs.
El zumaque se vende seco y normalmente ya molido. No es una especia de sabor particularmente fuerte y hay que poner cantidades importantes, del orden de una o dos cucharadas soperas para un guiso para seis personas. Y es más que probable que queramos suavizar su acidez con un poquito de azúcar.